Un proyecto elaborado junto a . Este enlace se abre en una nueva pestaña.

¿Qué es la Neuropatía Óptica Isquémica?

Tiempo de lectura: 1 min

La neuropatía óptica isquémica se produce por la falta o interrupción del flujo sanguíneo hacia el nervio óptico lo que produce una repentina pérdida de visión.

La obstrucción puede tener lugar con inflamación de las arterias o sin ella. Por este motivo, se clasifican en dos tipos: arterítica (con inflamación) y no arterítica (sin inflamación).

La falta de riego sanguíneo que irriga la parte del nervio óptico, situada en el interior del ojo, provoca que las células nerviosas oculares no funcionen de forma correcta y una pérdida de visión. Esta obstrucción puede ser de dos tipos: arterítica y no arterítica.

¿A cuántas personas afecta?

La neuropatía óptica isquémica no arterítica es la más frecuente, y suele ocurrir en personas mayores de 50 años. La pérdida de visión no suele ser tan grave como en la neuropatía óptica isquémica arterítica.

La neuropatía óptica isquémica arterítica generalmente se produce a partir de los 70 años de edad. La irrigación sanguínea hacia el nervio óptico se bloquea por una inflamación de las arterias (arteritis) en el contexto de una enfermedad llamada arteritis de células gigantes.

Un proyecto elaborado junto a . Este enlace se abre en una nueva pestaña.

Mantente al día sobre este contenido

Suscríbete para recibir información sobre las últimas actualizaciones relacionadas con este contenido.

¡Gracias por tu suscripción!

Si es la primera vez que te suscribes recibirás un mail de confirmación, comprueba tu bandeja de entrada.

Ha ocurrido un error y no hemos podido enviar tus datos, por favor, vuelve a intentarlo más tarde.