La inducción del parto/maduración cervical es un conjunto de actuaciones encaminadas a provocar la finalización del embarazo, ya sea por causas médicas o de la gestación y con especial cuidado del bienestar fetal, para lograr un parto vaginal. Uno de los motivos más frecuentes para inducir el parto es la gestación prolongada, por encima de las 42 semanas.

Subscribe

Receive the latest updates related to this content.

Thank you for subscribing!

If this is the first time you subscribe you will receive a confirmation email, check your inbox

An error occurred and we were unable to send your data, please try again later.