Un proyecto elaborado junto a . Este enlace se abre en una nueva pestaña.

Evolución de la enfermedad

Tiempo de lectura: 1 min

La endocarditis infecciosa continúa siendo un reto diagnóstico y terapéutico para los profesionales sanitarios, porque es una infección grave, potencialmente mortal que requiere una intervención rápida y altamente cualificada.  

Esta enfermedad también tiene la capacidad de afectar a otras partes del cuerpo como consecuencia de los fragmentos de las verrugas cardíacas que pueden crecer y desprenderse (embolias). Esto puede generar unas manifestaciones clínicas muy variadas (desde fallo cardíaco a una embolia cerebral).  

Con el paso de los años ha aumentado la complejidad del tratamiento de la endocarditis por el envejecimiento de la población, el aumento de implantes de prótesis valvulares o vasculares, dispositivos intracardíacos (marcapasos, desfibriladores) y el aumento de la supervivencia con enfermos más complejos. Paralelamente, han ido mejorando las técnicas diagnósticas, las estrategias de tratamiento y se han reducido el número de cirugías, con la consiguiente disminución de las cifras de mortalidad.

Un proyecto elaborado junto a . Este enlace se abre en una nueva pestaña.

Información documentada por:

Eduardo Quintana Obrador
Josep M. Miró Meda
Marta Hernández Meneses

Publicado: 1 de diciembre del 2021
Actualizado: 1 de diciembre del 2021

La donaciones que pueden realizarse desde esta página web son exclusivamente en beneficio del Hospital Clínic de Barcelona a través de la Fundació Clínic per a la Recerca Biomèdica, y no para la Fundación BBVA, colaboradora del proyecto PortalClínic.

Mantente al día sobre este contenido

Suscríbete para recibir información sobre las últimas actualizaciones relacionadas con este contenido.

¡Gracias por tu suscripción!

Si es la primera vez que te suscribes recibirás un mail de confirmación, comprueba tu bandeja de entrada.

Ha ocurrido un error y no hemos podido enviar tus datos, por favor, vuelve a intentarlo más tarde.