Un proyecto elaborado junto a . Este enlace se abre en una nueva pestaña.

¿Qué es la queratoplastia penetrante?

Tiempo de lectura: 2 min

La queratoplastia penetrante es el trasplante de toda la córnea y está indicado cuando está afectado todo el espesor de la córnea.

Beneficios de la queratoplastia penetrante

  • Mejora de la visión. Aproximadamente el 75% de los pacientes trasplantados tienen visión suficiente para conducir, si bien es frecuente que se necesiten gafas o lentes de contacto y, en algunas ocasiones, más cirugías para mejorar la calidad visual.

Riesgos de la queratoplastia penetrante

  • Complicaciones raras, pero graves
    • Infección amenazadora de la vista (1 de cada 1.000).
    • Hemorragia grave que causa pérdida de visión.
    • Desprendimiento de retina.
    • Inflamación severa.
  • Pérdida de la visión. Las causas por las que se puede perder la visión por el trasplante de córnea son:
    • Rechazo de trasplante de córnea. En uno de cada seis pacientes durante los primeros años después del trasplante pueden hacer un rechazo al trasplante. A menudo, este rechazo puede ocurrir porque el paciente suspende sin orden médica la medicación antirechazo. El rechazo sigue siendo una posibilidad a lo largo de la vida debido a un fallo o envejecimiento del injerto, que provocará de nuevo una disminución de la visión. Esto ocurre en uno de cada 10 trasplantes por queratocono en los primeros 10 años.
  • Glaucoma. Esta complicación en general se puede controlar mediante la aplicación de gotas para bajar la presión intraoculars, pero, de forma ocasional, requiere cirugía.
  • Cataratas. Se puede operar mediante la colocación de una lente intraocular.

La intervención: el trasplante de córnea o queratoplastia penetrante

En general, la operación se realiza bajo anestesia local y suele tardar aproximadamente una hora. La intervención consiste en eliminar un botón central de 8 mm de la córnea dañada y poner en su lugar un botón de 8.5 mm suturado con puntos diminutos que no se ven ni se notan.

La córnea eliminada se analiza bajo microscopio en el laboratorio de microbiología y/o patología después de la operación.

Por lo general, el paciente es dado de alta el mismo día y al día siguiente se hace un seguimiento de la intervención y, posteriormente, a la semana. A partir de entonces, el paciente sigue controles regulares. Por lo general, se aconseja al paciente dos semanas de baja laboral.

Cuidados después del trasplante

Después de la intervención, el paciente deberá administrarse unas gotas oculares antirechazo durante al menos un año y, en algunos casos, será de manera indefinida. Los puntos se pueden empezar a retirar a los seis meses de la intervención, aunque en general no se retiran por completo hasta el año.   

Un proyecto elaborado junto a . Este enlace se abre en una nueva pestaña.

Información documentada por:

Gloria Ferrer
Jorge Peraza Nieves

Publicado: 27 de noviembre del 2019
Actualizado: 27 de noviembre del 2019

Mantente al día sobre este contenido

Suscríbete para recibir información sobre las últimas actualizaciones relacionadas con este contenido.

¡Gracias por tu suscripción!

Si es la primera vez que te suscribes recibirás un mail de confirmación, comprueba tu bandeja de entrada.

Ha ocurrido un error y no hemos podido enviar tus datos, por favor, vuelve a intentarlo más tarde.