Docencia y formación

El Servicio de Urología está acreditado por la Comisión Nacional de Especialidades Médicas para la formación de Especialistas, primero como Escuela Profesional de Urología y, desde 1980, dentro del programa MIR (Médico Interno Residente). La formación de especialistas en Urología vía MIR se inició en el Hospital Clínic en 1980 (una plaza anual durante los primeros años y dos plazas desde el año 1992 hasta hoy), cuando el Hospital entró a formar parte del Sistema Nacional de Formación de Especialistas.

Todos los miembros de la plantilla contribuyen e intervienen de forma directa en la formación de los residentes. El Hospital dispone de un Comité de Docencia que se encarga de coordinar, orientar e intentar solucionar las cuestiones relacionadas con la formación de los residentes. En cada instituto existe un coordinador de docencia y en cada Servicio uno o varios tutores de residentes, que dependen del Comité de Docencia, encargados de organizar la docencia en cada uno de los Servicios.

Formación MIR

El Servicio acoge residentes de la la especialidad de:

La residencia de Urología consta de un total de cinco años, en el que siguen el plan de rotación asignado desde el inicio de su residencia. Durante el primer año rotan por diferentes servicios y unidades del Hospital y no es hasta su segundo año de residencia que se añaden al día a día de su especialidad.

Durante los últimos 15 años se han instituido y regularizado sesiones clínicas y científicas para poder garantizar la correcta formación de los residentes. Los temas incluyen la urología clínica y de investigación. El residente no sólo asiste a las sesiones que se diseñan, sino que se responsabiliza personalmente de alguna de ellas.

El Servicio de Urología forma parte del Departamento de Cirugía y Especialidades Médico-Quirúrgicas de la Facultad de Medicina de la Universidad de Barcelona. Dispone de personal docente (un catedrático y seis profesores asociados) para impartir la enseñanza universitaria tanto de grado como de posgrado. Los residentes de Urología también colaboran en la formación práctica de los alumnos de pregrado en rotación por el Servicio (tres grupos por cada curso académico), lo que constituye un grado de responsabilidad y tutela que les permite iniciarse en los primeros peldaños de la docencia.

Formación continuada

En cuanto a la formación continuada, tanto de los especialistas como de los residentes, el Servicio organiza, a lo largo del año, varios cursos de actualización, tanto del tratamiento quirúrgico como profesionales de distintas disciplinas.