Un proyecto elaborado junto a . Este enlace se abre en una nueva pestaña.

Síntomas de la Esquistosomiasis

Tiempo de lectura: 1 min

La esquistosomiasis se puede presentar de distintas formas:

Zonas con erupciones en el cuerpo

Tras la infección puede aparecer una erupción cutánea en la zona por donde ha penetrado el parásito, que suele durar unos días. 

Termómetro con una señal de peligro que indica fiebre

La forma aguda de la enfermedad se conoce como fiebre de Katayama y se presenta con fiebre, dolor muscular, dolor de cabeza, dolor abdominal, fatiga, aumento del tamaño del hígado y aumento de los eosinófilos en la sangre.   

Persona de pie con dolor abdominal

En otros casos, la enfermedad se presenta de forma crónica como consecuencia de la reacción del organismo a la presencia del parásito en los órganos.  

Vaso para muestras de orina con código de barras

En la esquistosomiasis urogenital es típica la orina con sangre (hematuria), y a largo plazo está relacionada con infertilidad o cáncer de vejiga.  

Sangre en las heces

En la esquistosomiasis digestiva, el parásito se aloja en el hígado o los intestinos, lo que causa dolor abdominal crónico, diarrea o estreñimiento, presencia de sangre en las heces y afectación del hígado.   

Un proyecto elaborado junto a . Este enlace se abre en una nueva pestaña.
La donaciones que pueden realizarse desde esta página web son exclusivamente en beneficio del Hospital Clínic de Barcelona a través de la Fundació Clínic per a la Recerca Biomèdica, y no para la Fundación BBVA, colaboradora del proyecto PortalClínic.

Mantente al día sobre este contenido

Suscríbete para recibir información sobre las últimas actualizaciones relacionadas con este contenido.

¡Gracias por tu suscripción!

Si es la primera vez que te suscribes recibirás un mail de confirmación, comprueba tu bandeja de entrada.

Ha ocurrido un error y no hemos podido enviar tus datos, por favor, vuelve a intentarlo más tarde.