Un proyecto elaborado junto a . Este enlace se abre en una nueva pestaña.

La quimioterapia es uno de los múltiples tratamientos disponibles para el cáncer. La principal característica es que hablamos de un tratamiento sistémico, es decir, que llega a todas las partes del cuerpo. A diferencia de otros, como pueden ser la radioterapia o la cirugía, que tratan de forma localizada.

El objetivo de la quimioterapia es destruir las células cancerosas, alterar su ciclo de división o crecimiento, que en el cáncer está incrementado. Desafortunadamente, la quimioterapia también puede afectar al crecimiento de algunas de las células normales de nuestro organismo y, por tanto, causar efectos secundarios o toxicidades.

Un proyecto elaborado junto a . Este enlace se abre en una nueva pestaña.

Mantente al día sobre este contenido

Suscríbete para recibir información sobre las últimas actualizaciones relacionadas con este contenido.

¡Gracias por tu suscripción!

Si es la primera vez que te suscribes recibirás un mail de confirmación, comprueba tu bandeja de entrada.

Ha ocurrido un error y no hemos podido enviar tus datos, por favor, vuelve a intentarlo más tarde.