Un proyecto elaborado junto a . Este enlace se abre en una nueva pestaña.

Síntomas de los Trastornos de la Conducta Alimentaria

Tiempo de lectura: 2 min

Un mejor pronóstico depende de la detección temprana del Trastorno de la Conducta Alimentaria (TCA), por lo que es importante prestar atención a posibles señales de alerta.

Mujer corriendo al lavabo

Signos conductuales

  • Conductas y actitudes que indican que la pérdida de peso y el control de la alimentación se están convirtiendo en la mayor preocupación de la persona.
  • Saltarse comidas con todo tipo de pretextos. No acabarse la comida o tirarla.
  • Esconder o almacenar comida.
  • Ir al lavabo inmediatamente después de la comidas. Intentar ocultar vómitos o justificarlos.
  • Quejas sobre estreñimiento y uso de laxantes, diuréticos y/o pastillas para adelgazar.
  • Mostrar un interés repentino en cocinar y recetas. Preparar platos elaborados, pero no probarlos.
  • Informarse sobre la composición de los alimentos y su valor energético (contar calorías).
  • Alterar los hábitos alimentarios, aumentando la ingesta de verduras y frutas y reduciendo o eliminando la ingesta de hidratos de carbono, proteínas y grasas.
  • “Manías” con la comida. Cortarla o partirla en trozos muy pequeños, removerla en el plato, masticar mucho, cambios en la velocidad de la ingesta, etc.
  • Disfrutar cuando otros comen o animarles a hacerlo.
  • Masticar chicle continuamente o aumentar el consumo de bebidas dietéticas, café o té, normalmente con el objetivo de disimular el sentimiento de hambre.
  • Desaparición de grandes cantidades de comida, frecuentemente de “alimentos prohibidos” por ser hipercalóricos.
  • Aumento del ejercicio, que generalmente se realiza en solitario y de forma compulsiva. Aprovechar cualquier ocasión para ir caminando o evitar coger ascensores.
  • Tolerar mal los cambios en las rutinas diarias, vivirlos con estrés y ansiedad.
  • Ocultar el cuerpo con ropa ancha para disimular su forma o una posible pérdida de peso.
  • Inquietud continúa. No poder estarse quieta o sentada.
  • Alteración del rendimiento académico o laboral.
Dos caras con diferentes estados de ánimo

Signos emocionales y cambios en las relaciones con los demás

  • Miedo intenso a la ganancia de peso.
  • Insatisfacción importante con el propio cuerpo, la figura y el peso.
  • Distorsión de la imagen corporal (no percibir de forma realista el propio cuerpo).
  • Los únicos intereses son la comida, el ejercicio y el peso.
  • Baja autoestima y elevada autocrítica.
  • Bajo estado de ánimo o cambios frecuentes y bruscos, irritabilidad y/o ansiedad.
  • Una aparente ausencia de sentimientos. No expresar emociones como enfado, alegría, tristeza, placer o ansiedad.
  • No disfrutar con los hobbies y abandonarlos ni de otras actividades que antes resultaban placenteras.
  • Desinterés por la relación con los demás.
  • Distanciamiento de las amistades y aislamiento en el hogar.
  • Empeoramiento de las relaciones familiares y de la convivencia.
Un proyecto elaborado junto a . Este enlace se abre en una nueva pestaña.

Información general de Salud Mental en la Infancia y la Adolescencia

Consulta toda la información relacionada con Salud Mental en la Infancia y la Adolescencia

Leer más

Información documentada por:

Inés Hilker Salinas
Itziar Flamarique Valencia
María Caballero

Publicado: 14 de enero del 2019
Actualizado: 14 de enero del 2019

Mantente al día sobre este contenido

Suscríbete para recibir información sobre las últimas actualizaciones relacionadas con este contenido.

¡Gracias por tu suscripción!

Si es la primera vez que te suscribes recibirás un mail de confirmación, comprueba tu bandeja de entrada.

Ha ocurrido un error y no hemos podido enviar tus datos, por favor, vuelve a intentarlo más tarde.

Noticias relacionadas con Trastornos de la Conducta Alimentaria