Estrategias para gestionar el confinamiento

Tiempo de lectura: 3 min

Convivir con el confinamiento supone adaptar el día a día a las nuevas circunstancias, lo que afecta directamente a diferentes aspectos emocionales, a la reestructuración y adaptación de nuevos espacios, a asimilar de manera repentina nuevas situaciones difíciles de gestionar, entre otras.

Los profesionales recomiendan una serie de consejos para poder gestionar esta situación de la mejor manera posible.

Aspectos emocionales

En cuanto a los pensamientos que provoca esta nueva situación y la información que genera, se aconseja:

Mujer

Aceptar la situación para mantener un buen estado de ánimo y estar más tranquilo.

Persona con un interrogante indicando deterioro cognitivo

Recordar las razones del confinamiento.

Persona con televisión tachada, radio y móvil

Evitar el consumo excesivo de información. Evaluarla y contrastarla.

Persona que pide a otra que repita lo que ha dicho

Evitar hablar de manera constante de la Covid-19.

Respecto a experimentar emociones que hasta el momento podían aparecer en situaciones puntuales como el miedo, la incertidumbre o la frustración, hay que aceptarlas como una respuesta normal a una situación anormal. En este sentido, es aconsejable dar apoyo a las personas cercanas del entorno y mantener un contacto regular.

Aspectos de comportamiento

El miedo es una de las emociones que más a flor de piel se manifiesta cuando se vive cualquier situación de crisis como la del Covid-19. Esta provoca que los comportamientos sean impulsivos en vez de racionales, por lo que es importante seguir una serie de recomendaciones tanto para intentar reconocer y aceptar las emociones como para establecer unas rutinas lo más parecidas a las habituales.

Edificio o casa bien adaptada

Seguir las medidas de seguridad establecidas.

Persona duchándose

Mantener hábitos saludables en cuanto a la higiene, alimentación, el ejercicio y sueño.

Realizar diferentes actividades

Intentar mantener el mayor número de rutinas básicas.

Persona haciendo yoga

Realizar actividades agradables y relajantes que no requieran desplazarse.

Teletrabajo

El confinamiento ha obligado a muchas personas a tener que trabajar desde casa y destinar un espacio del hogar a ello. En la medida de lo posible los profesionales aconsejan:

Un salón con sofá, mesa y ordenador

Habilitar un espacio con las mejores condiciones posibles de luz, tranquilidad y, a poder ser, fuera del dormitorio.

Ordenador y libro con horarios

Poner límites entre el trabajo y la vida personal.

Un plato de pollo, cubiertos y un reloj: horario de comidas

Respetar los descansos.

Adulto hablando con un niño y una niña

Informar al entorno de la disponibilidad de contacto para evitar interrupciones constantes.

Pérdida de personas allegadas

En el contexto de la Covid-19 se presenta la situación excepcional de no poder acompañar al familiar o a la persona cercana en los últimos momentos de su vida, de no poder despedirlo y de no poder estar al lado de las personas que necesitan apoyo en ese momento. Por ese motivo, se aconseja realizar actos sencillos que simbolicen la despedida. Por ejemplo, hacer un rito de despedida compartiendo con los seres queridos recuerdos, experiencias vividas, fotografías… a través de medios telemáticos. 

En el caso de necesitar ayuda para soportar la situación se recomienda:

Persona haciendo yoga

Intentar utilizar recursos como técnicas de relajación.

Persona tocándole la espalda a otra, apoyo emocional

Apoyarse en el entorno más cercano.

Paciente hablando con personal sanitario

Y, en caso de ser necesario, consultar con un profesional de la salud mental.

Confinamiento e infancia

Los menores son otro de los colectivos que han tenido que reorganizar sus rutinas diarias escolares, extraescolares y de ocio. Para ayudarles a convivir con el confinamiento se aconseja:

Menor haciendo preguntas a un adulto

Estar atento y resolver las dudas de los menores y mantenerlos bien informados.

Adulto que escucha y comprende las preocupaciones de un niño

Escuchar y legitimar sus expresiones emocionales y su ritmo de adaptación a la nueva situación.

Formulario con casillas marcadas en una carpeta

Mantener normas y límites claros, explícitos y bien definidos.

Rutina diaria que incluye dormir, leer, jugar y comer

Favorecer rutinas.

Adulto y niña compartiendo actividades

Compartir actividades tanto a nivel doméstico, académico como de ocio.

Familia con padre, hijo e hija

Hacerlos partícipes de las decisiones familiares en la medida de lo posible.

Dos personas adultas hablan y se comunican con un menor

Explicar cómo será la situación familiar (trabajo y horarios) durante el confinamiento.

Lavarse las manos

Ayudar a entender y a cumplir con las medidas de seguridad.

Madre e hija tristes hablando con un ser querido por videollamada

Permitir participar a los menores, si lo desean, en las actividades alternativas de despedida a familiares durante el confinamiento.

Dos personas delante de un ordenador y un reloj

Hacer y permitir un uso racional de los dispositivos electrónicos.

Blog Suport a les Maternitats de la Unidad de Salud Mental Perinatal y el Servicio de Psiquiatría y Psicología Infantil y Juvenil (cápsula Infancia y COVID-19)

Información documentada por:

Antoni Trilla
Eduard Vieta Pascual
Gema Maria Lledó Ibáñez
Jacobo Sellarés Torres
Josep M. Miró Meda
Josep Maria Peri
Maica Rubinat
Mariona Violan

Publicado: 12 de marzo del 2020
Actualizado: 12 de marzo del 2020

La donaciones que pueden realizarse desde esta página web son exclusivamente en beneficio del Hospital Clínic de Barcelona a través de la Fundació Clínic per a la Recerca Biomèdica, y no para la Fundación BBVA, colaboradora del proyecto PortalClínic.

Mantente al día sobre este contenido

Suscríbete para recibir información sobre las últimas actualizaciones relacionadas con este contenido.

¡Gracias por tu suscripción!

Si es la primera vez que te suscribes recibirás un mail de confirmación, comprueba tu bandeja de entrada.

Ha ocurrido un error y no hemos podido enviar tus datos, por favor, vuelve a intentarlo más tarde.